La importancia de evitar el uso de popotes.

Aunque en toda Latinoamérica hablamos Español, cada país cuenta con distintos términos para referirse al mismo objeto a tal grado que parece que manejamos un idioma diferente.


El perfecto ejemplo, lo que en México conocemos como “Popote” en Argentina lo llaman “Pajilla”, en Ecuador “Sorbete” o “Cañita” en Perú. Pero sin importar como lo llamemos, todos los hemos utilizado para beber café, malteadas, tés, jugos, etc. En un simple acto de introducirlo a la bebida, usarlo 20 minutos y simplemente tirarlo a la basura. Un desechable con un tiempo de vida productiva demasiado corto.


Pero…¿Son útiles realmente?


Con una básica función de hacer más fácil o higiénico el proceso de beber un líquido. Ya que evitamos que nuestra boca entre en contacto con el embace. Pero, pensándolo de manera objetiva, ¿Es tan difícil obtener los mismos beneficios sin generar un daño?


Ahora imagina…


95% de los popotes usados en México, no son reciclables.

Y cada uno tarda al menos 200 años en degradarse.

En promedio usarás 38 mil piezas, durante toda su vida.

En todo el mundo son usados 500 millones diarios.

Se prevé que para el 2050 habrá más popotes que peces en el mar.



Movimiento Anti Popotes


Planteada la situación, durante los últimos meses ha surgido un movimiento social para evitar seguir dañando nuestro planeta. Este consiste en que los restaurantes no ofrezcan popotes a sus clientes y entregarlos solo en caso que el consumidor lo solicite, bajo la conciencia de las consecuencias que esto implica.


El movimiento tiene antecedentes en Estados Unidos, donde un niño de 9 años promovió la campaña. Posteriormente llego a Europa, con la campaña Straw Wars en Reino Unido.


¿Y México?


Nuestro país tiene en marcha este movimiento en restaurantes a lo largo de la república, siendo en su inicio un movimiento social, esperando a ser aprobado como ley.


Por ahora, tenemos empresas 100% mexicanas que han desarrollado popotes biodegradables creando un plástico con base en la semilla del aguacate. Productos que tardan en degradarse únicamente 240 días.


Estos popotes son los que ofrecemos en Santa Fortuna, para que tú conciencia esté un poco más tranquila. Pero trata en medida de lo posible EVITAR usar más desechables que solo dañan nuestro hogar.


LEM Erick Ricardo Ruiz Gomez

Gerente Santa Fortuna

RECENT POSTS
SEARCH BY TAGS