¿El pan realmente engorda?

El pan no engorda. Al igual que cualquier tipo de alimento, es la forma en cómo lo combinamos y en qué cantidades lo consumimos lo que influye en nuestro peso.


Existen muchos mitos sobre el daño que causa el consumo de algunos alimentos, sin embargo, algunos de ellos son falsos o no están bien fundamentados. De acuerdo con especialistas en alimentación y la industria de panadería, el pan ha adquirido mala fama y de manera errónea es uno de los productos que comúnmente retiran de la dieta de algunas personas.



Origen del mito de que el pan engorda


El mito de que el pan engorda se debe a la falsa creencia de que los hidratos de carbono no tienen mucha importancia nutritiva. El catedrático de la Facultad de Farmacia en la Universitad de Barcelona, Abel Mariné –experto en nutrición y bromatología–, asegura que el pan está injustamente tratado, ya que aporta una cantidad razonable de calorías y muchos hidratos de carbono necesarios en nuestra alimentación diaria.


Lo recomendable es preferir el pan integral ya que contiene salvado, germen y almidón, a diferencia del pan blanco que se elabora sólo con almidón. También es mejor porque que contiene fibra y facilita la digestión.



¿Por qué el pan no engorda?


Abel Mariné, también indica que todo alimento aporta distintas cantidades de energía. Mientras una lechuga aporta muy poca, la mantequilla brinda mucha.


“En ese sentido lo único que cuenta es la suma. Es decir, no hay alimentos buenos ni malos, sino buenas y malas formas de combinarlos”, asegura el catedrático español.


Asimimso, según datos de periódico español El Confidencial, cien gramos de pan aportan 230 calorías, lo que aproximadamente significa entre el 10 y 15 por ciento de la cantidad total que necesita una persona promedio en un día.


La OMS (Organización Mundial de la Salud) señala que la cantidad diaria de pan recomendada es de 250 gramos. Incluso una persona sana, con un peso adecuado y con una actividad física recurrente, podría consumir hasta 400 gramos de pan sin que influya negativamente en su peso y salud.



El pan dentro de dietas


Los expertos en nutrición aconsejan al menos comer 100 gramos de pan al día, incluso en dietas de adelgazamiento. En este tipo de alimentación controlada lo importante es que los alimentos no proporcionen más energía de la que nuestro cuerpo necesita. Para ello, debemos disminuir la ingesta total de calorías, pero de forma proporcionada, de tal manera que mantengamos la estructura de una dieta equilibrada, en la que no falten los hidratos de carbono que contiene el pan.


Más allá de comer o no comer pan, lo importante es entender que, como todo, debemos consumirlo de manera equilibrada, sin excedernos en la cantidad o en los acompañantes, de modo que si se come lo necesario no tienen que existir preocupaciones.





RECENT POSTS
SEARCH BY TAGS